Normas que rigen la compra de grupos electrógenos

Si quieres comprar un grupo electrógeno barato o de cualquier precio debes tener en cuenta varios aspectos. Lo primero que debes tener en cuenta es si hace ruido o no. Lo ideal es que sea de 70 decibelios hacia abajo, si es mayor sentirás un ruido bastante molesto que no dejará que te concentres ni te permitirá descansar. Esto lo puedes solucionar si compras un modelo insonorizado, con el que respetarás las normas de convivencia entre vecinos.

El tipo de combustible es lo otro que debes tener en cuenta. Existen tres tipos de combustible: gasolina, diésel y, por último, el gas, que es el menos usado. Los grupos electrógenos que trabajan con diésel son más ahorradores que los de gasolina. Esta es una nota por si quieres ahorrar. No obstante, la gasolina es el más fácil de conseguir.

También es importante saber cuántos KVA necesita tu grupo. Debes hacer una lista donde coloques todos los equipos que deseas alimentar con el grupo electrógeno cuando falle el suministro eléctrico, luego debes anotar a un lado el número de vatios que cada uno posee, sumar y posteriormente hacer la conversión a KVA.