La sociedad cambia, las estrategias también

El ritmo vertiginoso con que se mueve el mundo nos obliga a una sola cosa: movernos con la misma velocidad que lo hace él. Y es que si no lo hacemos nos quedamos rezagados, y el mundo nos aplasta. En el mundo de las empresas, por ejemplo, la Consultoría Estratégia es una de las tendencias más empleadas y más útiles. Aunque la verdad es que no se trata de una moda, sino de una estrategia que desde la Grecia Antigua (sí, no te asombres) se aplica.

Los consultores son profesionales muy útiles. La consultoría de empresas es un proceso que requiere muchos pasos, pero que si se siguen correctamente el resultado es muy gratificante. Primero las empresas conocen al cliente, luego se establece el objetivo final, se hace un diagnóstico primero, una proposición de planes, luego viene el contrato, un descubrimiento de los hechos, se concibe la estrategia y se presenta a los clientes. Luego viene la conformación del plan, se aplica, se analizan las soluciones, se contribuye a la aplicación de la estrategia, y luego viene hacer el informe final, fundamental para futuros proyectos.